Los tubos de escape cumplen una función fundamental en el vehículo y, por ello, es importante someterlos a una revisión de forma periódica. Normalmente, se recomienda revisarlo cada 20.000 kilómetros para comprobar que no tiene ninguna anomalía.

En Paddock revisamos y cambiamos tubos de escape que presentan algún defecto ya que esto puede provocar una sonoridad anormal o un consumo de combustible irregular.

Llámanos y pide cita, estaremos encantados de poder atenderte.

Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted